¿Por qué se ha rechazado, reembolsado o no reclamado mi pago?

Para averiguar por qué su pago se ha rechazado, reembolsado o aún no se ha reclamado, comuníquese con la persona a quien le envió el pago.

Rechazado: si se ha rechazado el pago, significa que el destinatario decidió no aceptarlo. Tal vez pueda averiguar por qué en la página Actividad. Un pago también puede aparecer como "rechazado" cuando se ha intentado realizar dicho pago con tarjeta pero el emisor de la tarjeta lo ha rechazado.

Reembolsado: si su pago ha sido reembolsado, significa que el destinatario lo ha aceptado pero, a continuación, le ha vuelto a enviar el dinero. Si ha realizado un pago por error, puede ponerse en contacto con el vendedor y solicitar un reembolso.

No reclamado/pendiente: si su pago está pendiente, significa que el destinatario aún no lo ha aceptado. Existen varios motivos por los que el pago podría quedar pendiente.

Un pago podría quedar pendiente porque:

  • El destinatario todavía no ha creado una cuenta PayPal.
  • Ha enviado dinero a una dirección de correo electrónico o a un número de teléfono que el destinatario no ha añadido a su cuenta PayPal. Tan pronto como añada esta información a su cuenta, recibirá el pago.
  • El destinatario todavía está decidiendo si desea aceptar el pago.
  • El destinatario no ha confirmado su cuenta bancaria.

Si el pago aparece como no reclamado/pendiente durante 30 días, o si se ha rechazado o reembolsado, podrá recuperar su dinero.

Si ha pagado con tarjeta de débito o de crédito, el dinero se reembolsará en su tarjeta. El reembolso puede tardar hasta 30 días en aparecer en el extracto de su tarjeta. Si ha pagado con una cuenta bancaria, el dinero se reembolsará en dicha cuenta bancaria. Si ha pagado con su saldo de PayPal, el dinero se reembolsará en su saldo de PayPal. 

Las cookies nos ayudan a personalizar PayPal especialmente para ti y algunas son imprescindibles para que nuestro sitio web funcione. Las cookies también nos permiten mostrar ofertas y promociones personalizadas, tanto dentro como fuera de nuestro sitio web. Pero tú estás al mando. Puedes administrar las cookies en cualquier momento.